Grammarly es la aplicación que te ayuda a escribir correctamente en inglés

Grammarly

El inglés es una parte vital de mi trabajo, ya que la mayoría de mis fuentes de información están en inglés y también las mayoría de mis contactos. De ahí que día tras día tenga que chatear o escribir varios correos electrónicos en inglés.

Sin embargo, el inglés no es mi idioma nativo, y por ello, antes de enviar cualquier mensaje, primero debo asegurarme de que no he cometido errores ortográficos o gramaticales, y de que el mensaje que quiero transmitir es el correcto.

Hasta ahora dich tarea requería de tiempo valioso que podía invertir a otras tareas, pero todo cambió cuando descubrí Grammarly.

Grammarly es una aplicación para Windows y Mac que analiza la escritura y sugiere mejoras.

Pero no te confundas por su nombre, Grammarly es mucho más que un verificador gramatical. Busca palabras repetitivas, jerga, homónimos y frases trilladas, así como palabras que los hablantes no nativos normalmente usan mal. Grammarly incluso tiene opciones del género de modo que tus sugerencias estéán en línea con el estilo de tu escritura, si es trabajo académico, un documento del negocio o un post en tu blog.

Grammarly

Al principio estaba un poco escéptico sobre las capaciades de Grammarly, básicamente porque sé que las computadoras son excepcionalmente mediocres a la hora de juzgar la escritura. Sobre todo si se comparan con el cerebro humano de un hablante nativo, que entiende las profundas complejidades del lenguaje sin esfuerzo.

De hecho, no me esparaba nada más allá de lo que ya puedes obtener con el traductor de Google. Pero me equivocaba, y mucho.

La aplicación de escritorio analiza cualquier texto que introdujo en él y los plug-ins revisan todas las escrituras que hago en línea en tiempo real: correos electrónicos, actualizaciones de medios sociales, publicaciones de blog, etc.

Grammarly

Primero, Grammarly sugirió que podría mejorar mi escritura intercambiando palabras vagas, como “grande”, para algo más descriptivo. Punto para Grammarly. Luego encontró unos cuantos errores tipográficos simples, que corregí simplemente haciendo clic en los cambios sugeridos por Grammarly. Y lo que más me gustó es que me señaló que uso la frase “de hecho” con demasiada frecuencia. Llegados a este punto, sabía que estaba ante una app novedosa.

En general, las sugerencias de Grammarly son útiles. Dirigen a los escritores a utilizar un lenguaje más directo y claro. El verdadero truco para sacar el máximo partido de Grammarly es saber cuándo tener confianza en sus opciones de palabra y cuando ignorar sus sugerencias.

Grammarly está disponible para Windows y Mac, y es una pena que no exista una versión para iOS, que dicho sea de paso son los dispositivos que más usamos para escritura casual.

Se trata de una aplicación gratuita, aunque también existe una versión premium con muchas más funcionalidades.

Lo que decimos es importante, pero también cómo lo decimos. Pues con todas las publicaciones del blog, cartas de presentación, correos electrónicos y otros textos que producimos, hay muchas oposibilidades de que la gente nos juzgue por el contenido y la calidad de nuestra escritura.

Y si para ti es importante lo que piensen tus clientes o lectores, entonces Grammarly es una aplicación que definitivamente debes probar.

Deja tu respuesta

d74ca0a187f0ec6b40686c25dcd3d262557c7e84d8ef45591f