Apple le está ganando la batalla legal a Samsung. La Unión Europea prohíbe la venta del Samsung Galaxy Tab 10.1.

Hace casi dos años se inició una batalla legal por asuntos de patentes entre Nokia y Apple que terminaría siendo el detonante de la peor crisis de patentes del siglo 21. Esa primera batalla llegó a su fin hace dos meses y Nokia salió vencedor sobre Apple, quien a partir de ahora deberá pagar aproximadamente 550 millones de dólares anuales a Nokia por el uso de sus patentes.

El problema es que Apple no estaba acostumbrada a perder en los tribunales y el mismo Steve Jobs se prometió no volver a caer en un tribunal por nada relacionado con violación de patentes. Esto explica porque Apple se gastó 2.600 millones de dólares para comprar las patentes de Nortel y porque pretenden gastarse otros 5.000 millones para hacerse con las patentes de InterDigital.

Pero aparte de curarse en salud apropiándose de todas las patentes por las que Apple podría volver a ser demandada, los de Cupertino han puesto en práctica la ley del talión: a mi me demandan, yo te demando. Sus primeras víctimas han sido HTC y Samsung. Quienes curiosamente son dos de los principales competidores de Apple.

HTC se enfrenta a una prohibición para vender sus productos en los Estados Unidos, ya que en primera instancia la ITC dictaminó que el fabricante taiwanés viola dos patentes de Apple. Y mientras el juicio continúa, HTC tiene la situación color de hormiga.

Pero quien la tiene peor es Samsung, quien se ha negado a llegar a un acuerdo fuera de los tribunales con Apple y que al parecer terminará perdiendo más por menos. A principios de este mes nos enteramos de que Apple había logrado bloquear la venta del Samsung Galaxy Tab 10.1 en Australia.

Hoy nos despertamos con la noticia de que la Unión Europea ha prohibido la venta del Samsung Galaxy Tab 10.1 en la comunidad europea, exceptuando Holanda.

FOSS Patents informó hoy que un tribunal alemán le ha concedido una medida cautelar a Apple. La prohibición incluye a todas las naciones de la UE a excepción de los Países Bajos. Al igual que con las quejas anteriores, Apple dice que el Galaxy Tab es una copia ilegal de la tecnología utilizada en el iPad.

Foss dijo que Apple está pidiendo a la corte de distrito de Dusseldorf, Alemania, que imponga una multa de 350.000 dólares por cada violación o pena de prisión por el manejo de Samsung.

La batalla es parte de un conflicto más amplio entre Apple y las distintas empresas que apoyan a Android. Y con el software móvil de Google ganando impulso, Apple está tratando de sacarle viento de las velas de Android con demandas en contra de varios de sus principales partidarios.

Una portavoz de Samsung, dijo: "Samsung está decepcionado con la decisión de la corte y tenemos la intención de actuar de inmediato para defender nuestros derechos de propiedad intelectual a través de los procedimientos judiciales en curso en Alemania y seguiremos defendiendo activamente nuestros derechos en todo el mundo".

"Tomaremos todas las medidas necesarias para garantizar que los innovadores dispositivos de comunicaciones móvil de Samsung estén disponibles para nuestros clientes en Europa y en todo el mundo", agregó la compañía. "Esta decisión de la corte en Alemania de ninguna manera influye en otros procesos legales presentados ante los tribunales en Europa y en otros lugares."


Apple no ha hecho ningún comentario al respecto, pero el pasado mes de abril, cuando se presento la demanda la portavoz Kristin Huguet dijo: "Este tipo de copia descarada está mal, y tenemos que proteger la propiedad intelectual de Apple cuando las empresas se roban nuestras ideas".

Voy a ser claro y contundente, para mí las demandas de Apple contra HTC buscan lesionar las ventas del fabricante chino, que sin duda fabrica los mejores móviles Android. Ahora bien, con Samsung es diferente. Samsung ha jugado sucio. Desde el principio Samsung tomó la política de copiar el iPhone y ahora el iPad, y las copias son tan descaradas que cualquiera puede verlo.

Pero lo peor es que hasta hace poco, Samsung era uno de los principales proveedores de componentes para Apple, de hecho muchas de las partes del iPhone y del iPad las fabricaba Samsung, por tanto Samsung tiene acceso a las dimensiones, tipos de materiales, estructuras y tecnologías empleadas por Apple en sus dispositivos y lo que han hecho es aprovecharse de eso para construir sus propios dispositivos y si a todo eso le sumamos que Samsung fabrica sus propias partes, la competencia es desleal porque ellos pueden vender sus replicas mucho más baratas que el resto de fabricantes.

Si Samsung quiere vender tabletas y móviles, que pongan los cerebros de sus ingenieros a pensar y que desarrollen nuevos dispositivos, pero sin copiarse de nadie.

About Domadis Cabrera

Geek por naturaleza. Technorati por pasión. Emprendedor y amante del buen diseño. Disfruto probando cualquier cosa relacionada con la tecnología, da igual si es software o hardware. Viajero frecuente y amante de la adrenalina. Me divierte solucionar problemas y puedes seguirme en tu red social favorita, sólo tienes que buscarme por mi nombre.

Últimos comentarios

  1. Leonardo Nve 11 agosto, 2011

Deja tu respuesta

d74ca0a187f0ec6b40686c25dcd3d262557c7e84d8ef45591f