Bonjour: utilidades y beneficios

Bonjour que viene con Apple y más concretamente en su sistema operativo desde la versión 10.2, consiste en un ayudante muy util para configurar nuestros dispositivos en nuestros Mac. Este servicio, debido a lo bien implementado que se encuentra en nuestro Mac OS X, pasa prácticamente desapercibido, el cual contribuye a aumentar el concepto de “fácil de usar” que tienen los ordenadores de Apple.

Explicándolo de una manera técnica, Bonjour es un servicio que mediante el uso de paquetes DNS sobre IP se encarga de descubrir servicios en la red que tengamos conectados nuestro Mac de una manera completamente automática, sin necesidad de instalar ni configurar nada. Es el responsable de que muchas de las veces que conectamos nuestro Mac a una red ajena, nos permita imprimir con o escanear sin necesidad de instalar ningún tipo de driver en nuestro ordenador.

Pero no se queda ahí la cosa, ya que esta tecnología se encuentra altamente implementada por Apple en nuestro Snow Leopard, ya que es utilizada por programas de Apple tan dispares como pueden ser iTunes o iPhoto para compartir música y fotos respectivamente a través de nuestra red doméstica entre todos los ordenadores pertenecientes a la misma. O por iChat o Skype para descubrir usuarios en una misma red. Bonjour únicamente funciona en una misma subred, por lo que el área a controlar queda susceptiblemente determinada.

Es común confundir el propósito real de este servicio, ya que en primera instancia puede parecer un servidor de ficheros, por lo que muchos pueden pensar que se trate de un posible hueco de seguridad en nuestros Mac. Pero esto no es así, ya que lo que realmente hace Bonjour es únicamente mostrar que estos ficheros o dispositivos se encuentran ahí, siendo necesarias las contraseñas pertinentes (si las hubiera) para poder acceder a ellos y modificarlos.

Lo mejor de todo se encuentra en que no es realmente necesario realizar ningún tipo de configuración para disponer de este servicio.

En cualquier ventana del Finder nos mostrará automáticamente cualquier elemento de nuestra red que hayamos compartido, ya sea una carpeta, un ordenador o un disco duro completo. También es común que los principales fabricantes de impresoras incluyan este servicio en sus impresoras de tal manera que sea mucho más sencillo configurarlas en sistemas Mac.

Desde el 2008 Apple ha sacado una versión de este servicio para Windows. Instalándolo incluso en un Windows virtualizado, resulta de inestimable ayuda para configurar impresoras en ordenadores con este sistema operativo que se encuentren conectadas a un Mac o a una estación Airport Extreme. Con su instalación en Windows puede convertir el instalar una impresora en un acto incluso más sencillo que contando con los drivers específicos del fabricante.

Fuente

About rmr87

Deja tu respuesta

d74ca0a187f0ec6b40686c25dcd3d262557c7e84d8ef45591f